PRODUCTIVIDAD

Hospital Cristiano de Guatemala

Por Any Bolaños / Madre, esposa, administradora hospital, colaboradora Únicas.

Hospital Cristiano de Guatemala, es una empresa que nació en el corazón de Dios. Mi papá es médico y desde siempre soñó con tener a su cargo un hospital, como Dios conoce los deseos de nuestro corazón, Él da promesas y le dio una a mi papá, que vería el cumplida a sus 40 años, pero los años pasaban y la posibilidad de establecerlo no se miraba por ningún lado, así que siguió haciendo lo que Dios le había encomendado. Con el tiempo Dios abrió las puertas, empezaron a suceder cosas sobrenaturales, conoció a un Norteamericano y él le pregunto que cuál era su mayor anhelo y el respondió: “tener un hospital”, a lo que preguntó ¿Qué necesitaba? Y con mucha pena mi papá contestó: “para empezar un par de camas una mesa de operaciones y muchas cosas más”. EL americano le dijo ¿sólo eso? Tenía un barco y debía traer mucho más, así que llenó furgones con apoyo de utensilios médicos. Increíble mi papá no podía creerlo, ahora no solo tendría para poner un hospital sino también para donar a varios lugares y apoyar a muchas personas más, así es cuando Dios provee, da más de lo que imaginamos.

Mi papá empezó a buscar dónde donar la mayoría de equipo y a buscar una bodega para guardar lo que necesitaría para el hospital, encontró una casa de bodega, ya que para acondicionarla como hospital necesitaba mucha inversión económica y no se contaba con el presupuesto. Orando para pedirle dirección Dios puso en el corazón de mi papá una idea genial , una idea que solo podía venir de Él, y le dijo yo te daré los recursos tu ofrece a tu congregación un tipo de seguro ellos sembrán en el proyecto y tú lo pagarás con servicios y lo que te den se los duplicarás, así que en obediencia se presentó la propuesta y nuevamente Dios dio todo lo necesario para hacer las remodelaciones y adaptaciones de la casa, durante ese proceso todo tipo de milagros sucedieron, pero también hubo atrasos en tiempo y ya se contaba con personal contratado, así que un día mi papá decidió que no podían seguir postergando la apertura, listo o no se abriría el próximo lunes. Sin ver calendario el lunes siguiente era el cumpleaños de mi papá y cumplía 40 años, y reparó en aquella promesa “CUANDO CUMPLAS 40 AÑOS CUMPLIRÉ EL DESEO DE TU CORAZÓN”, Dios es maravilloso, siempre fiel, y cumple.

Fue así que un 4 de marzo de 1991 se ignaura HOSPTIAL CRISITANO DE GUATEMALA, que a lo largo de casi 32 años nunca hemos cerrado sus puertas se ha trabajado los 365 días del año las 24 horas del día de forma ininterrumpida, haciendo lo que el Señor nos encomendó llevar sanidad a la población guatemalteca.

En ese momento yo era una jovencita, que vio gestar esa promesa en el corazón de mi padre, lo vi trabajar incansablemente, lo vi ser fiel al Señor, admiré su pasión y amor por su profesión y claro desde un inicio trabajé junto con mi familia a su lado en todos los puestos, pasando bandejas de comida, sacando los papeles del baño, atendiendo el teléfono, facturando, haciendo inventario, ayudando en las compras de super etc, creo que a lo largo de mi vida he desempeñado todos los puestos, esto me enorgullece porque aprendí que el trabajo siempre dignifica y si lo haces con amor siempre hay recompensa.

Desde el año 2004 Dios y el apoyo de mi papá me dieron la oportunidad de afministrar y coordinar el Hospital, ha sido todo un reto en donde he aprendido mucho, he crecido pero lo que más rescato es que comprendí cuál es nuestra función y es de ser instrumentos del Señor para llevar consuelo, sanidad física o del alma, a comprender la voluntad de Dios, a acompañar al dolido y dejarnos guiar por el Señor En estos 18 años ha habido todo tipo de sentimientos, he llorado de alegría al ver una nueva vida, he llorado de tristeza al ver partir a personas, he comprendido el proceso de la vida y la muerte, pero lo que siempre queda en mi es reconocer que esta empresa le pertenece al Señor y todos los que laboramos en ella solo somos instrumentos en Su reino.

What is your reaction?

Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0

You may also like

1 Comment

  1. Que hermoso testimonio lo alienta uno a seguir confiando en Dios esperando sus promesas que llegarán llegarán y se cumplirán.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *