No podemos escoger a nuestros compañeros de trabajo pero si podemos llegar a cultivar una buena relación laboral con ellos, para ello es necesario respetar el espacio y la privacidad de cada uno, respetar a las diferentes jerarquías y su posición de liderazgo.

Otro aspecto importante es conocier las atribuciones que corresponden al puesto que ocupas y no queriendo saltar las jerarquías o entrometerte en el trabajo de alguno de tus compañeros, a menos que te lo pidan. No murmurar o levantar falsos testimonios en contra de los compañeros, te hara una persona integra y respetable, si algo te desagrado de alguien es mejor que se lo preguntes tu misma y traten de arreglar la situación o mal entendido, no supongas, cerciórate.

Esto te evitara muchos problemas, además es muy probable que alguna de tus compañeras de trabajo se convierta en una muy buena amiga y su amistad dure por años.